1-   ¿Qué diferencia hay entre GPL y metano?

El GPL es un gas líquido derivado del petróleo (en realidad es una mezcla de gases que incluyen principalmente propano y butano) contenido en tanques especificos a presión (a unos 6-8 bar). El metano (o GNC, Gas Natural comprimido) en cambio es un gas natural que está contenido en tanques especificos (bombonas) de alta presión (a unos 200 bar).

2-  ¿Es verdad que el GPL y el metano no afectan el medio ambiente?

Sí. Comparados con el gasóleo no emiten ninguna partículas. Si el nivel de emisiones de un motor de gasolina es 100, por lo que se refiere al dióxido de carbono en caso de GPL se baja a 90 y a 75 en caso del metano.

Con respecto a las sustancias contaminantes, exepto por los hidrocarburos (mismas emisiones de gasolina, GPL y metano), las emisiones de benceno, oxidos de nitrógeno y monóxido de carbono, resultan siempre inferiores que las de gasolina, sobretodo cuando se transforman los viejos coches de gasolina. Las emisiones del peligroso benceno no están en el caso de la alimentación de metano.

Una curiosidad: puesto que la mólecula de metano es muy estable, es difícil para el catalizador depurar los hidrocarburos (y por eso los coches fabricados directamente de fabricantes de automóviles tienen, a menudo, un catalizador más caro ya que más rico de metales nobles).

3-   ¿Los coches alimentados por gas pueden desplazarse libremente en caso de cierre del tráfico por razones medioambientales?

Las emisiones del motor de gas son muchos más bajas que las de los motores a gasolina o gasóleo. Por esa razon, normalmente, los coches de gas quedan exentos del cierre del tráfico (también porque son muy pocas comparadas con el parque de vehículos). Aunque depende de las decisiones del Ayuntamiento que planifica el cierre del tráfico.

4-   ¿Es verdad que un coche de gas consuma menos que el coche correspondiente de gasolina o gasóleo?

Depende. Un coche de GPL consuma por los menos el 20% además que uno de gasolina (pero también el 30% además está bien). Al contrario, un coche de metano consuma (en kg/100 km de gas) como un coche de gasóleo (en l/100 km) y también menos. En general se puede decir que ningún combustible es mejor que el metano.

5-   ¿Es difícil convertir a gas el coche?

La transformación a gas prevé el añadido de un sistema ad hoc mediante un garaje especializado. Eso normalmente implica el firme del coche de un día.

La ley considera la instalación del sistema de GPL o de metano como una modificación a las caracteristicas del coche y por lo tanto es obligatoria la actualización del permiso de circulación.

Por eso hay que hacer la autorización de puesta en servicio ante las oficinas del Departemento de Tráfico de la capital de provincia. Todo esto prolunga de unos días el firme del coche. Superada visita y prueba, las oficinas del Departemento de Tráfico actualizan el permiso de circulación mediante la expedición de un cortando autoadhesivo  a incluir en el permiso de circulación mismo.

¡Cuidado! El coche tiene que someterse a visita y prueba ante el competente Departemento de Tráfico por la actualización del permiso de circulación aun cuando:

è Se elimina la instalación de carburante (instalado anteriormente) y se restaura la inyección inicial de gasolina;

è Se modifican los componentes instalados en el caso de sistemas ya aprobados (por ejemplo la sostitución del tanque de GPL caucado).

¡Cuidado! La sostitución (efectuada de forma gratuita) de las bombonas de metano con otras iguales al caucado, no necesita la actualización del permiso de circulación.

6-   ¿Hay incentivos de compra o de tranformación de vehículos de gas?

Depende, la ley prevé distintos importes dependiendo de si se compre un coche nuevo  homologado para gas o en el caso en el que se tranforme un coche ya en circulación.

7-   ¿Es conveniente convertir a gas el propio coche?

Depende. El GPL y el metano son baratos respecto a la gasolina y al gasóleo. La transformación es cara así como es más caro un coche homologado para gas con respecto al mismo coche de gasolina (normalmente el cuesto de la manutención del coche de gas es más alto).

No es posible predecir la tendencia de los precios del GPL y del metano, por lo tanto es difícil establecer lo conveniente. Los precios disminuyen en presencia de incentivos a la compra o a la transformación.

8-   ¿En caso de accidente la alimentación por gas es peligrosa?

No. Los tanques de GPL y de metano están regulados por la legislación ECE/ONU 67/01 que prevé dispositivos para garantizar la seguridad en cualquier situación (incendio, accidente, exposición al calor del sol estival).

9-   ¿Es verdad que las bombonas de metano y los tanques de GPL tienen que ser revisados regularmente?

Sí. Las bombonas de metano tienen que someterse a la revisión cada 5 años, en el caso que responden a las normas nacionales, o cada 4 años en el caso sean conformes a la normativa ECE/ONU n. 110. En el primer caso el límite máximo de uso es de 40 años desde la fecha de fabricación, en el otro caso, al contrario, no pueden ser utilizadas durante más de 20 años (o un período inferior si lo exige el fabricante) y después ese período, tienen que ser desguzadas.

La ley prevé controles extraordinarios cuando la bombona ha partecipado en un accidente, ha estado sujeta a la acción del fuego o está reinstalada después haber sido desmontada de otro vehículo.

Por lo que se refiere a los tanques de GPL, estos tienen que sometirse a controles periódicos cada 10 años.

10-¿Es verdad que un motor de gas tiene resultados inferiores?

Sí, pero en menor medida con respecto a una vez. Las modernas instalaciones de gas utilizan la inyección secuencial con un dispositivo de inyección específico para cada cilindro, que introduce gas lo más cerca posible a la válvula de admisión.

Las prestaciones con el GPL son casi las mismas de aquellas de los motores de gasolina (el de metano queda con una caida del 10%) y no hay riesgo de ropturas accidentales.

11-¿Cuáles riesgos implica, para la integridad del motor, la transformación en gas?

Los modernos sistemas a GPL y metano han alcanzado un nivel de sofisticación tal que han superado casi completamente las “crisis de rechazo” de la electrónica intravehicular que se manifestaban hasta hace poco. Lo que preocupa son los problemas de carácter mecánico.

A algunos motores no les gustan las elevadas temperaturas de combustión del gas y su carácteristica de quemar de una manera muy limpia, seca y sin ningún poder lubrificante. Los que tienen problemas son, sobretodo, las plataformas de las válvulas que se corroen y perden espesor.

12-¿Es verdad que instalando el sistema de gas decae la garantía?

Por un coche nuevo bajo la garantía legal de 2 años la instalación de un sistema de gas implica la perdida del derecho a la reparación sólo por los elementos interesados al combustible dual.

A asegurar las partes implicadas en la transformación es el instalador junto al productor: ellos tienen que hacerse cargo de la garantía bienal sobre la instalación misma y sobre el trabajo de edición efectuado.

13-¿Es verdad que los coches de gas no pueden quedar aparcados en garajes subterráneos?

Normalmente no es verdad. En el caso del GPL, la ley establece que las instalaciones que responden a las normativas ECE/ONU 67/01 (todos los sistemas de GPL tienen que ser provistos obligatoriamente de este sistema de seguridad a partir del 1 de enero 2001) pueden ser aparcados hasta el primer plano enterrado de los garajes sin tener en cuenta si hay otros pisos subterráneos.

14-¿El abastecimiento de GPL se puede hacer por si mismo?

No. En el caso de GPL sin embargo, el abastecimiento es rápido y se parece a aquella efectuada con clásicos priveedores de gasolina y gasóleo, hasta el punto que en algunos países (no en Italia) está permitido el autoservicio.

En cambio, en el caso del metano puesto que se trata de un gas de alta presión, el abastecimiento es más complicado y más largo, por eso, el autoservicio no está permitido.

15-¿Es verdad que hay pocos distribudores de gas y que son repartidos mal en el territorio nacional?

Por supuesto los distribudores de gas no están difundidos como los de gasolina y gasóleo, pero en algunas regiones, sobretodo por lo que concierne el GPL, la red ha alcanzado niveles adecuados a la nueva solecitud.

16-¿Por último, es mejor el GPL o el metano?

Es una ventaja utilizar el metano desde la perspectiva económica y también respecto al ya conveniente GPL, gracias al mayor rendimento de este gas y aunque el mayor coste de la instalación y el mayor volumen y carga de las bombonas.

En cambio, en favor del GPL está la mayor difusión de abastecimientos, la ligereza del tanque (no afecta la distribución de carga del coche) y el ahorro de costes del combustible, en contra están las limitaciones en los garajes.